Esperanza

Cuando por fin tuve que aceptar que ya no iba a crecer más, entonces cifré todas mis esperanzas en que los demás comenzaran a encogerse de estatura. Ha sido por años una fantasía placentera.
Publicar un comentario