7/25/2014

Concierto

Mañana voy a un concierto. Yo nunca he ido a un concierto. En Alemania iba a ir a un concierto pero duraba cuatro noches y mi billetera sólo duraba tres. De todas maneras no era buena idea escuchar a Wagner más de tres noches seguidas no fuera a ser que me entraran ganas de dominar Europa. Mañana no sabré qué hacer en el concierto porque es algo moderno y yo pienso que en estos conciertos la gente aplaude durante la interpretación y a mí no me gusta mucho aplaudir. También pienso que saltan y gritan y a mí no me gusta eso. Es decir, sí me gusta, pero no en ese momento. Hay músicas para dar gritos pero hay música como para decirle al prójimo: "Cállense; que no ven que estoy sintiendo?" Hasta parecerá falta de apoyo, apatía o que no me gusta el cantante, cuando a mí lo único que me entusiasma de toda esa empujadera es el talento del cantante. De cualquier modo será muy emocionante, por el gusto que me voy a dar mañana de decir esa frase que ya no esperaba decir en la vida: esta es mi primera vez.
Publicar un comentario